Elija un idioma



Curetaje cerrado

Curetaje cerrado

La superficie radicular es limpiada, a ser posible con aplicación de anestesia local, en profundidad de la placa y de las acumulaciones mineralizadas y posteriormente alisada. El tejido granulado en la pared de la bolsa es eliminado en el transcurso de la operación. De este modo se arrinconan los síntomas de la periodontitis.