Elija un idioma



Estructura del diente

Pulpa dentaria y estructuras dentales

Los dientes están formados a partir de tres sustancias duras: el esmalte, la dentina y el cemento; y una sustancia blanda (pulpa dentaria). La corona dental visible en la cavidad bucal está recubierta con esmalte, que es la sustancia más dura del cuerpo humano. El esmalte está formado en aproximadamente un 96 % por compuestos inorgánicos cuyos elementos principales son el calcio, el fósforo, el carbonato, el magnesio y el sodio, así como agua y compuestos orgánicos.

La mayor parte del diente está formada por dentina, la parte de la corona está recubierta de esmalte y la zona de las raíces está recubierta con cemento dental. La dentina es la segunda sustancia más dura del cuerpo humano y está formada en aproximadamente un 70 % por componentes inorgánicos y en un 20 % por material orgánico y agua. La dentina la forman los odontoblastos, cuyos citosomas se encuentran en el borde de la pulpa dentaria.

El cemento cubre la superficie de la raíz, pareciéndose en su estructura al hueso humano. El cemento lo crean los cementoblastos y está compuesto en un 65 % por elementos inorgánicos, principalmente calcio y fosfato.